domingo, 28 de septiembre de 2008

Dicen que se viene el fin

En las últimas semanas, en México, han sucedido diversos eventos que tienen a gran parte de la población en estado de pánico, a otra porción paranoica y a otros tantos cagados de miedo.

Por la frecuencia en la que se suceden y por la trascendencia que tienen, algunas mentes cochambrosas y fanáticas de los complots consideran que se viene el fin.

En lo particular, lo estoy pensando no como el fin, sino como una red de eventos que dejará una profunda huella en la historia de nuestro país y como todo aquello que deja una profunda huella en la historia, nos va a dejar traumados por generaciones (la conquista, la independencia, la reforma, el porfiriato, la revolución, etc)

Al tipo de eventos a los que me refiero tienen que ver en gran medida con la seguridad pública. Hablar de seguridad pública en México es meterse en camisa de once varas porque nadie tiene la verdad absoluta ni una solución mágica, para hacerla menos rebuscada: la delincuencia tiene causas multifactoriales y para cada caso la combinación de factores es distinta. Ahora el combate a la delincuencia plantea problemas como: necesidad de fuerzas policíacas eficientes, legislación apropiada para el funcionamiento de las policías, legislación apropiada para la condena de los delincuentes, funcionamiento adecuado de las cárceles.

En pocas palabras es un pedotototototote


A estas alturas mucha gente se siente indignada ante la ineficacia de los cuerpos policíacos así como de la corrupción. Para agravar la situación, las corporaciones entran en conflicto entre ellas. Ministeriales vs. federales, o sectoriales y ahora la PFP vs la AFI, las policías de elite.

Cualquiera diría que estamos más seguros con policías como Torrente.

La situación de los policías obedece en gran medida a que, al igual que muchos de nosotros, están expuestos a varias cosas que sistemáticamente enajenan la mente.

Son muchas. Quería hacer una lista, pero sería demasiado larga.
Las cosas enajenantes son demasiadas y muy variadas, las hay desde cosas muy singulares y superfluas como sucesos un tanto más importantes y relevantes.

Desde las estupideces que pasan en la tele (caricaturas pendejas, comedias sin gracia, telenovelas y programas que ensalzan la vida insulsa e insípida de mucha gente, lo mismo que enaltecen la superstición), la nota roja de los periódicos, las editoriales de LAMECULOS en radio y TV, las notas y columnas de CHAYOTEROS Y CHAQUETEROS MENTALES, pasando por notas y posts en blogs y otras páginas webs sobre un cabrón borracho que se hizo popular en YouTube POR DECIR QUE ERA HIJO DEL PAPÁ, DEL DUEÑO DE LA CANACA NO MAMEN!!!





















Si esto ven nuestros niños, qué pinche futuro nos espera?
Sus mentecillas perversas se impregnan de superficialidades.
¡QUÉ PUTO ASCO ME DA, COÑO!




















Vean como las estupideces de la tele enajenan la mente y afectan la conducta de la gente.

Este cabrón se emborracha y es noticia nacional.
Luego es una figura popular en YouTube y luego se muere el güey y se vuelve la noticia más relevante
en los blogs
¡NO MAMEN!
























Algunos programas de televisión suelen darle de tragar a patanes como este con tal de aumentar
sus niveles de audiencia, sin darse cuenta que fomentan la superstición y la ignorancia.

Y acabando en la situación económica mundial causada por la voracidad y la estupidez de unos especuladores y sus posibles consecuencias en la economía mexicana, además de las estadísticas de desempleo (de algo tiene uno que comer coño), la violencia, la baja calidad de la educación en méxico y lo poco que se invierte en salud y educación, que a güevo van a seguir JODIENDO la situación de la seguridad en México. Las alertas de inundaciones y demás desastres naturales también enajenan porque generan una inseguridad, un temor por la vida que no está justificado.













Esto fue lo primero que encontré al buscar "especulador de Wall Street" en imágenes de San Google. Ustedes sabrán por qué.

No sé ustedes pero las declaraciones pendejas que hace este cabrón realmente molestan de manera permanente.
















Viéndolo así, acojona un poco, no?















Por toda esa ENORME CANTIDAD DE MIERDA a la que todos estamos expuestos suceden cosas que afectan severamente nuestro desempeño diario en todos los sentidos, a gran escala esto genera situaciones tan jodidas como la que nos sucede con las policías y con los delicuentes.

Por si acaso, para los que no comprendan muy bien que quiere decir enajenar quiere decir APENDEJAR. todo lo que enajena apendeja

Nosotros los seres humanos no tenemos mucha fuerta, ni una super vista, tenemos un olfato jodido y carecemos de garras y colmillos filosos, por lo que nos superan otras especies en cuestión de supervivencia. Lo que nos puso en la escala evolutiva fue nuestra inteligencia, pero si de manera sistemática nos enajenamos más y más, nos volveremos PENDEJOS TODOS y como especie vamos a valer camote. Por eso es que considero que tienen algo de razón los agoreros que dicen que se viene el fin.

Recuerden LO QUE ENAJENA APENDEJA

5 comentarios:

verdugo-82 dijo...

jaja el boobies sponge

sirako dijo...

caray que miedo, yo por eso... flojito y cooperando.

Ariel Silva dijo...

Estoy en en ciber. Me he quedado sin conexión en casa. Mientras escribo estas líneas, un carnal a mi lado izquierdo juega starcraft y una niña de apariencia "emo" que está a mi lado derecho consulta su metroflog. Atrás mío, hay cuatro batos chateando y cagándose de la risa de quién-sabe-qué y, en una habitación contigua que desde acá logro ver, sólo veo banda checando el myspace, pendejadas en youtube o cadenas ilustradas con fotos de gente “rara”. Así pues confirmo la última frase de la entrada que acabo de leer en tu blog: lo que enajena, apendeja!
Saludos!

Signo de la Espada dijo...

Told ya!!

El Gallo de Jalisco dijo...

Televisa idiotiza..

Así vi una vez de morro un graffitti.

Más y más tajos parecidos

Related Posts with Thumbnails